Xàbia contratará a un vigilante específico para controlar que se haga un buen uso de los puntos verdes para evitar los vertidos incontrolados que dañan la imagen de estos espacios.

La concejalía de Medio Ambiente asegura que el verano pasado, gracias a esta iniciativa se lograron expedientar 40 infracciones a personas que tiraban escombros o enseres de gran tamaño fuera de los contenedores así como a profesionales de jardinería que dejaban allí el verde cuando su obligación es llevarlo a Ramblars. Es por ello que se continuará con estas medidas.

El vigilante hará visitas sorpresa a la veintena de puntos verdes que hay distribuidos por el término municipal para intentar sorprender in situ a los que hacen mal uso. Desde Servicios lamentan que el comportamiento incívico de unos pocos perjudique la imagen general del municipio y genere a la comunidad gastos extra, ya que cada vez que alguien deja sus deshechos por fuera de los contenedores se ha de ordenar limpieza extra, con el pertinente coste.

Recordemos que Xàbia es uno de los municipios que más facilidades da en gestión de residuos, con más de 20 puntos verdes para la recogida selectiva, un ecoparque municipal con amplio horario, una zona de trasferencias para el verde y servicios de recogida puerta a puerta específicos para el cartón y para los muebles y enseres a aquellos que lo soliciten en el teléfono 900 102 149. Gracias a esto, se han visto alterados los datos de reciclaje que se mantienen en los últimos años ya que se separa el papel/cartón, el vidrio, la ropa y calzado o el aceite de cocina, un esfuerzo general que se ve empañado por la irresponsabilidad de unos pocos.