Este lunes acababa el plazo que la Comunitat Valenciana mantenía para sus restricciones covid. Pues bien, avalado por el TSJ, el toque de queda se amplía hasta la una de la madrugada, lo que afectará sobre todo positivamente a la hostelería ya que se amplían los aforos interiores, 50 % y el cierre de los locales se prolonga hasta las doce y media.

Se sigue manteniendo la reunión de 10 personas en espacios públicos y privados.

Estas medidas serán por 14 días y si se mantienen las cotas actuales de incidencia puede levantarse el toque de queda definitivamente.