Es casi la misma cantinela de siempre: «otro año será», » ya para el Niño» o aquello de «lo que importa es la salud». Pero dentro de todo ello el cava corrió en la Administración nº 1 de Moraira que vendió por ventanilla lo que acabó dando 60 millones de euros del tempranero gordo, el 26.590. Un número muy repartido que también exhibieron algunos alcoyanos con casa en Dénia, porque allí en una filá mora también cayó «la grossa» (40 series). Número tan madrugador que al ser domingo, a muchos les pilló en la cama. Eran las 9 de la mañana. Como así ocurrió en Moraira donde acudieron a la administración que era la primera vez que daba semejante premio, casi sin vestirse.

Tres minutos antes de las 11 menos cuarto escuchamos el nombre de La Xara con un quinto premio: 74.770, otro cero, vendido en le estanco de la Avenida del Oeste: 6.000 euros al décimo.

Eso sí, quedan las llamadas pedreas que siempre dan para un «roto» o un «descosido».