El Mig Any de Moros i Cristians de Dénia ha tenido una significación especial por el fallecimiento del “Denier” Tomás Chiner Babaloni. De modo que los actos aparecieron bajo ese lamentable y triste suceso, lo que no empañó que el sábado la entraeta fuera brillante. Una entraeta que bien es verdad ha abierto un debate para que lo analice la FEMMICC: el horario de la misma. Algunas Filaes quieren proponer que se cambie el horario de las 12,30h por el de las 18h, con el fin de  tener más tiempo para disfrutar de la jornada. Como otro debate es el de la dos cenas de Gala sobre las que igualmente hay grupos que sugieren una en agosto más relevante y propia además de suavizar el gasto que supone para el fester además de sus cuotas las de la FEMMICC y las dos cenas. Indiscutiblemente será la mayoría la que decida la conveniencia o no de realizar estos cambios.

Volviendo a la emotividad, dos momentos, inolvidables. El intenso e impresionante minuto de silencio ante del desfile y el cierre del mismo por la Filá del malogrado Tomás sin música y con evidente signos de dolor en sus miembros aplaudidos largamente por el resto de filaes