La noticia no por esperada ha llenado de consternación a toda la Marina Alta. Dénia le llora y los profesionales de su ámbito y del de seguridad también.

En Montgóradio.com, tuvimos la gran fortuna de compartir momentos, unos complicados por la situación de los incendios que sufrió Dénia, otros porque fuera de lo meramente profesional, la amistad era un vínculo sagrado.

Estaba enfermo de cáncer y contra él luchó con valentía durante casi tres años hasta el final. Los últimos años, ya no pudo ejercer como tal, pero no dudó ni un momento en subirse al helicóptero de la Diputación para observar el último gran incendio del Montgó. Hijo de uno de los policías locales de la era Torró, su cercanía y por lo que toca a los medios de comunicación, su disposición siempre a atendernos sin excusa, fueron su etiqueta que ha de permanecer siempre presente en el tiempo. Tenía 62 años.