Así se ha pronunciado la Consellera de Sanidad Ana Barceló en la tarde del lunes y en su comparecencia tras el fin de semana: «sin la vacuna no podrá haber fallas». Estas declaraciones en rueda de prensa posterior amplían la suspensión a los actos multitudinarios, como otras fiestas populares, moros y cristianos etc. mientras no haya vacuna, lo que determina claramente la situación.

La Consellera ha mostrado su preocupación por el gran rebrote registrado en un colegio mayor ubicado en la Universidad Politécnica de Valencia tras una fiesta estudiantil que ha obligado a cerrar y confinar dicho colegio y realizar un cribado a más de 700 estudiantes de los que más de 100 han dado positivo repercutiendo en las clases presenciales de la universidad. Curiosamente en Dénia se presentaba el primer brote de carácter escolar.

Este brote ha empeorado unos datos que habían colocado a la Comunitat en la cola de las que más casos reportaban, ya que tras el fin de semana se han registrado más de 500 casos, otros tantos hospitalizados y 5 fallecidos. Con lo que la Consellera ha advertido de la situación y dado un toque de atención a los grupos que no respetan las normas establecidas con restricciones que de momento se mantienen.

Por otro lado el Departamento de Salud de Dénia adelanta la vacunación contra la gripe y comenzará a aplicarla de inmediato llamando telefónicamente a en primer orden a los llamados grupos de riesgo, mayores de 65 años, personas crónicas, embarazadas y mujeres hasta seis meses después del parto, para evitar confundir síntomas y cuanto menos inocular un antiviral.