Hemos tenido dos meses (los que hayan tenido esa suerte) para descansar, para ir a la playa ( esas tan llenas de poseidonia que nos hacen merecedores de reconocimientos europeos), para desalojar a algunos vecinos de sus casas sin darles previa audiencia (pero eso sí, saliendo en las televisiones nacionales), para limpiar las hierbas de los colegios ( hay que entender que este año ha sido extremadamente caluroso y a lo mejor, digo , a lo mejor, no se han podido recoger).

Tengo la esperanza, que dicen que es lo último que se pierde, de que ahora que la temperatura ha bajado un poco este equipo de gobierno decida dejar como una patena los jardines de los colegios e institutos, los barrancos (antes de que lleguen las tan conocidas lluvias de otoño), los jardines donde nuestros niños empezarán a jugar otra vez después del cole, las calles que los viandantes solemos transitar para desplazarnos por nuestra ciudad y que son la imagen diaria de nuestra ciudad para todos aquellos que deciden pasar aquí unos días y que, no pudiendo disfrutar de las playas, pasean para visitar nuestra ciudad y ayudar a la economía local de comercios, restaurantes, hoteles … vamos, los que deciden que Dénia es una ciudad fantástica a la que merece la pena volver a visitar.

Y sigo sin perder la esperanza de que este equipo de gobierno abra los ojos y sea realista y conocedor de que sus vecinos, esos a los que les acaban de subir el IBI sin previo aviso (viva la transparencia que tanto promulgan) y a los que les van a tocar muy mucho el bolsillo, quieren , más bien, necesitan las cosas básicas para su ciudad: calles limpias, parques aseados donde sus niños puedan divertirse, jardines sin hierbas, colegios e institutos salubres donde no encontrase “elementos extraños” mientras almuerzan en el patio, barrancos que no provoquen inundaciones cuando llueva ni daños en sus casas, imbornales en las zonas más necesarias (vamos, la zona de ronda murallas que mucho prometer que arreglaran, pero ese arreglo nunca llega), y todas esas pequeñas cosas que nos hacen la vida más fácil .
Bienvenidos al cole, bienvenidos al nuevo curso escolar.