Lo venía pidiendo el President de la Generalitat: aplicar el toque de queda en toda la Comunitat Valenciana. Tras el fracaso del consenso, cada Comunidad adquiere la competencia para pedir y declarar el estado de alarma o el toque de queda. La valenciana y por tanto en Dénia y la comarca, esta noche de sábado, no podrán las personas circular por la calle entre las doce y las seis de la mañana. Pero no sólo eso, igualmente restringe las reuniones sociales a seis personas. Tanto en espacios públicos como privados.

Con ello se pretende que se eviten las reuniones numerosas, botellones y fiestas a la espera de lo que vaya a pasar en los pisos que se han convertido en alternativas a los negocios de ocio nocturno.

La Generalitat ha adoptado esta medida tras los resultados negativos en porcentajes emanados del puente de octubre que han supuesto un crecimiento del 45% de las personas ingresadas en hospitales o UCIs: 808 y 125 respectivamente.

Por cierto que es la madrugada del cambio de hora para cuando sean las 3 los relojes se retrasen a las 2.