Es para muchos el regalo de reyes en este abominable 2020 por la pandemia del coronavirus. Y aunque la Consellería de Sanidad ha dado datos aún imprecisos, se prevé que  la Comunitat Valenciana recibirá a partir del lunes y cada semana 30.000 dosis  que tendrán que administrar los actuales sanitarios ya que la demandada petición de refuerzos, no parece haberse producido.

En total, se vacunarán en primer lugar, desde este pasado domingo, lo hacen, siete residencias de la comunitat, unos 800 residentes y así pausadamente, siendo las primeras, aquellas libres de virus o que apenas han tenido incidencias, Pedreguer, entre ellas.

Las previsiones apuntan a que cada semana llegarán 30.000 dosis lo que obliga a calcular cuentas a medio y largo plazo para que todos los residentes y sanitarios, reciban la primera de las dos dosis previstas, la segunda unos veinte días después, lo que complica la planificación. Eso y la reticencia todavía en un porcentaje destacado de la población que se resiste a ser vacunado, resistencia amparada en la no obligatoriedad de recibirla. Será en abril o mayo cuando se comience a administrar al resto de la población.

Un residente de Rafelbunyol, de 81 años, ha sido el primero en vacunarse en la Comunitat.

 

Foto: planta12