El domingo el C.D.Paidos realizó el mejor encuentro en lo que lleva de temporada. El equipo sabía lo que se jugaba tras una semana complicada con bajas y lesiones y salieron muy metidas desde el inicio del partido, no dando opción al rival.

El control del partido lo tuvo el conjunto local, que tras dos primeros tiempos de gran juego ofensivo y algún error defensivo, se fue al descanso con 12 puntos arriba en el marcador (27-15). Tras reponer fuerzas y corregir esos despistes defensivos, las rojillas salieron a sentenciar el partido con un gran juego colectivo tanto en ataque como en defensa haciendo un parcial de 17-6 que dejaba el marcador en 44-21. Una diferencia bastante amplia, que ponía muy complicado el partido para el rival, que no dejo de luchar en el último cuarto, pero el C.D. Paidos, pese al cansancio final, no iba a regalar terminando el encuentro 61-36.