El Dénia tras el descanso por el puente de la constitución, vuelve al Diego Mena. Y lo hace con dos detalles condicionantes, al margen de que el rival sea el líder Alicante. Porque será ya con público aunque al 30 por ciento de la capacidad del campo, algo difícil de calibrar aunque las cuentas nos llevan a los 150 espectadores. La Federación anuncia delegados para vigilar se cumplan las medidas de seguridad, cuestión que suena pretenciosa. Muchos delegados, muchos partidos. Por otro lado, por primera vez, Esteban tiene a todos los jugadores disponibles para el partido que comenzará a las 16,30 horas.

El rival no es precisamente el idóneo para superar un bache de derrotas que ha acercado a los dianenses a los puestos de descenso.

Sin embargo los resultados del líder son bastante irregulares. En casa le ha empatado La Nucía y lee ha ganado el Calpe. Fuera ha empatado sin goles en Gandía, pero ganado en Jávea (0-1) y en campo de su rival U. Alicante (0-2).

La jornada además anuncia dos aplazamientos con el Jávea y el Calpe protagonistas: