Tal y como aprobó por unanimidad el pleno de la Corporación el pasado mes de marzo, el Ajuntament de Dénia ha solicitado participar en la convocatoria de ayudas para la mejora, modernización y dotación de infraestructuras y servicios en polígonos, áreas industriales y enclaves tecnológicos convocada por el IVACE (Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial). El ayuntamiento solicita financiación para llevar a cabo el proyecto de mejoras de la red de agua potable para la instalación de hidrantes, el alumbrado público y la señalización en el polígono industrial de Madrigueres, por un importe de 296.559,37 euros. El objetivo de la actuación, ha señalado la concejala de Territorio y Calidad Urbana, Maria Josep Ripoll, es mejorar la seguridad de las empresas instaladas y la circulación de los peatones y vehículos en la zona.
Ripoll considera prioritario dotar al polígono de una red de hidrantes contra incendios, actualmente inexistente. Estos hidrantes se instalarán en zonas de fácil acceso y se distribuirán de manera que la distancia máxima desde cualquier punto de fachada a nivel de rasante sea de 100 metros. Asimismo se mejorará el suministro de agua, bruta y potable, aumentando el caudal y la presión actuales. Para ello se proyecta la instalación de nuevos tramos de tubería de fundición dúctil que pueda mallar la red existente.
Por último, el proyecto contempla la colocación de señalización horizontal y vertical adecuada a la realidad del polígono, de forma que queden bien definidas las zonas de circulación y las zonas de paso de peatones, evitando así zonas de conflicto.
El polígono industrial de Dénia ocupa una superficie de 54,68 hectáreas y lleva 45 años en funcionamiento. En la actualidad presenta un 81% de ocupación, con 149 empresas que desarrollan allí su actividad.