Baleària recibirá un remolcador de nueva construcción del astillero holandés Damen Shipyards Gorinchen, que empezará a operar en el puerto de Dénia en los próximos meses. Esta nueva embarcación tendrá como misión facilitar las maniobras de los buques y estará disponible al 100% para tareas de salvamento y emergencias en la zona.

Se trata de un remolcador modelo Stan Tug 1004, de unos 11 metros de eslora, 4,5 de manga, con un motor VOLVO Penta D9 MH/1 de 221 caballos, que es más ecoeficiente que los motores de los dos remolcadores que han operado en el puerto dianense hasta el presente y a los que sustituye (el Sea Nostromo IV y el Oceano XV). Este motor, que reduce las emisiones de gases, permitirá a la embarcación alcanzar los 8.3 nudos de velocidad y las 4.1 toneladas de tiro.

Está previsto que el nuevo remolcador realice las pruebas de mar en aguas holandesas en los próximos días, y el mes próximo será entregado a Baleària. Su entrega coincidirá con la retirada del remolcador Oceano XV y cabe recordar que la naviera ya retiró el Sea Nostromo IV, hace unas semanas. El primero ha estado operando desde el año 1997, primero en Ciutadella (Menorca) y posteriormente en la dársena dianense. Respecto al segundo, que forma parte de la flota portuaria desde 2005, ha operado siempre en el puerto de Dénia.

Este es el segundo encargo que Baleària realiza a los astilleros holandeses, que ya entregaron el pasado junio el remolcador Rolón Plata II para operar en el puerto de Ciutadella.