Desde que iniciara el año del 2021 ya hemos perdido la cuenta de las borrascas que han azotado nuestra comarca de la Marina Alta. Tras los últimos días de calor, no muy habituales en los meses de enero en los últimos años, con temperaturas de hasta 25ºC , parece que le tenemos que temer a una nueva borrasca, esta vez Justine. Es decir, los días primaverales y veraniegos tienen los días contados, puesto que la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) prevé el descenso de las temperaturas y activa el aviso amarillo para el fin de semana en Dénia con el viento como protagonista, con rachas de entre 50 y 70 km/hora.

Esta ciclogénesis explosiva irá acompañada de temperaturas, según las predicciones meteorológicas, de temperaturas entre los 11ºC y los 20ºC.

Por ello, el Ayuntamiento de Dénia cerrará, este sábado, el parque de Torrecremada y el Castillo de Dénia.